Una piedra en el camino

El comportamiento salvaje e impredecible del Aston Martin Vantage GT3 jugó un papel fundamental en la penúltima prueba de la temporada.

04/04/2018 | 19:00 (UTC Madrid)
Redacción: Alba Diez

La noche del pasado lunes se disputó la quinta ronda de Liga Nacional Project CARS. Los pilotos encararon la prueba con la máxima competitividad posible en un afán de recolectar la mayor cantidad de puntos. El final de la temporada se acercaba, y el Aston Martin Vantage GT3 y el Zhuhai International Circuit se convirtieron en la combinación sobre la que arriesgarlo todo durante la penúltima ronda.

El vehículo británico fue, sin duda, quien jugó la mano más importante del sorteo, convirtiéndose en una bestia impredecible. Frenar sin trompear se convirtió casi en una apuesta, ya que bloquear los frenos traseros era muy fácil. El nivel de peligrosidad aumentó aún más sumado a las deficiencias en la tracción, tanto por el coche como por los neumáticos.

Para compensar, el trazado chino, desconocido para muchos participantes, facilitó la acción en pista y los adelantamientos gracias a sus largas rectas perfectas para el rebufo que acababan con una fuerte frenada. Aunque el vehículo no era el más idóneo para apurar, las horquillas del circuito de Zhuhai facilitaban la tarea de adelantar.

La estrategia, a diferencia de otras pruebas, no requirió de astutos cálculos matemáticos, ya que el depósito cargado y los neumáticos duros permitieron completar la carrera sin un sólo paso por boxes para aquellos que supieran gestionar el desgaste.

Esperamos que hayas disfrutado esta última ronda, nos vemos en la final del próximo lunes, donde la tensión promete subir. Te recomendamos ver la retransmisión protagonizada por Djamel Avendaño y Aday González, narradores y testigos de la última ronda. ¡Gas!

Clasificación

Comentarios de la publicación

comentarios

2018-04-04T19:00:43+00:0004/04/2018|Análisis, Crónica, Liga Nacional Project CARS, Project CARS 2|

Categorías

Últimos tweets